El malware te sigue los pasos... aunque no quieras
Previo
Aleatorio
Cinco deportes para gente sin tiempo
Siguiente
Turismo responsable, buscar forma de convivencia entre las tribus de la zona con las reservas de tigres
Solidaridad

¿Conoces que el turismo está amenazando a las tribus en la India?

Hoy hablamos de la importancia del turismo responsable. La reserva de tigres está sirviendo de excusa para hostigar a los baiga y los gond, dos tribus de la región de Khana, en la India, que han conservado durante tiempos inmemoriales la región y que ahora se ven forzados a abandonarla por la presión para convertir sus tierras en centros explotados turísticamente.

Pese a que la legislación del país permite a las tribus la ocupación de reservas naturales, la presión de los guardias forestales y gobiernos locales de la India está teniendo más fuerza y está provocando la marcha forzosa de las comunidades hacia otras tierras carentes de medios de vida y, sobre todo, de arraigo, todo esto podría evitarse con un turismo responsable.

Les han ofrecido un dinero que no les sirve y les han privado de una selva que no sólo les daba cobijo, sino que además mantenían. Algunos de ellos se dedican a recoger leña para los hoteles que empiezan a ocupar los terrenos de lo que fue su hábitat natural, aún corriendo el riesgo de ser apaleados si son vistos por los guardias forestales de la reserva de tigres.

[Te interesará: El turismo del futuro es más sostenible]

Los cautivadores paisajes en que el nobel Rudyard Kipling situó las aventuras de Mowgli, al ingenioso protagonista del Libro de la Selva, están siendo objeto de disputa por parte de un emergente sector turístico del país asiático, que pretende arrasar las zonas de la selva de Khana, ocupada desde tiempos ancestrales por indígenas como los baiga y los gond.

Las comunidades indígenas se ven obligadas a abandonar una selva con la que mantienen un histórico arraigo y que además han mantenido de una manera sostenible durante generaciones y generaciones

Lo hacen sin el respaldo de Ley de Derechos Forestales de India, que autoriza a estas comunidades la ocupación de tierras, aún estando declaradas reservas de tigres. Pero ante la amenaza de la suelta de unos elefantes que les asolarían sus viviendas, sus cultivos o sus modestas infraestructuras de la región de Khana o el hostigamiento de guardias forestales, a los baiga y los gond no les han quedado más que partir hacia las aldeas próximas a la zona.

La sombra del elefante les ha arrebatado su inalienable derecho a seguir poblando la selva de sus antepasados, que además han mantenido de una manera sostenible a lo largo de siglos. La convivencia de estas tribus con los tigres, en los que se escudan los poderes ilegítimos de Khana, es viable.

Es más, en India existen regiones en las que la presencia de estos animales y tribus indígenas ha favorecido la reproducción de la especie felina. Sin embargo, esa fuerza oculta que presiona a las tribus parece no ver que la presión turística puede estresar a los tigres o que éstos se quedan sin el ganado de las tribus, del que son predadores.

Su presencia, garantía de biodiversidad, garantía de turismo responsable

Comunidades autóctonas, como las de los gond y los baiga, preservan y han preservado a lo largo de los siglos el entorno natural de la selva de una manera respetuosa, por lo que su presencia allí es una garantía de biodiversidad y de mantenimiento sostenible de esos espacios naturales de la India.

[Relacionado: Cómo frenar el calentamiento global y la desaparición de especies]

Algunos argumentan que su expulsión de la selva es en pro del ecoturismo, pero olvidan que éste incluye también a las comunidades indígenas y que el cemento de los hoteles y las huellas de los todoterrenos no tienen cabida en una explotación sostenible del turismo, o lo que eslo mismo un turismo responsable.

Comentarios
Deja tu respuesta

Deja tu comentario

soyresponsable
soyresponsable
Transformar la realidad en un futuro más #sostenible
Conoceme Mejor
Soy: soy responsable
Me gusta: La diversidad, el bienestar, la naturaleza. Convencidos de la importancia que tienen las acciones individuales como motor de los cambios colectivos. La posibilidad de construir un futuro mejor empezando por los cambios en uno mismo
No me gusta: El egoismo